4 junio, 2021

7 de junio: solidaridades en pandemia

La UTPBA recibió de parte de organizaciones de periodistas, comunicadorxs, trabajadores de prensa pertenecientes a la FELAP, y de Asia y Europa valiosas muestras de solidaridad, especialmente en el marco de la pandemia de coronavirus. La Asociación Nacional de Periodistas de toda China donó a nuestra entidad 20.000 barbijos, los que fueron entregados a las afiliadas y afiliados en distintos medios. Por otra parte, se entregaron mascarillas sanitarias en hospitales de la Ciudad de Buenos Aires y del Gran Buenos Aires, así como en varios municipios y organizaciones sociales amigas. 

Fue muy destacada – y lo es hoy mismo- la labor comunicacional establecida por la UTPBA y la FELAP con periodistas locales y del exterior para mantener un permanente intercambio informativo acerca de la trágica realidad nacional e internacional derivada de la pandemia de Covid-19. 

Los reportes, con datos económicos, sociales y sanitarios y las reflexiones y denuncias en torno a los problemas en el ejercicio de la profesión, involucraron en la labor compartida a más de 130 periodistas-comunicadores de distintas partes del mundo. 

Arder o apagarse

Por Eduardo Verona.

Periodista. Miembro de conducción de UTPBA.
“Solo se puede elegir oxidarse o resistir”, grababa Javier Martínez en 1970 una de las estrofas de la  canción Una casa con diez pinos. Este artista multifacético, que murió el pasado 4 de mayo a los 78 años, fue líder espiritual y creativo del extinguido y muy valorado trío Manal.

Felap: “Prensa Latina marca ruta del compromiso periodístico”

“Desde su fundación, como una iniciativa del eterno comandante Fidel Castro y del Che Guevara junto al periodista Jorge Ricardo Masetti, al que se unieron otras figuras identificadas con las causas de los pueblos oprimidos, Prensa Latina ha marcado un rumbo certero”, expresó Juan Carlos Camaño, presidente de la Felap.

La guitarra en el puño izquierdo

Por Ana Villarreal.

Periodista y escritora. Miembro de Conducción de la UTPBA y delegada a la FELAP.
El lecho del río Olimar, tal vez, tenga la mayor licencia para escuchar el bordoneo de su guitarra enmudecida. Y es porque el Pepe Guerra, desde su voz fuerte y tierna, con certezas de poeta se lo anduvo prometiendo en la canción